Coleccionismo de cámaras fotográficas rusas  


La producción de cámaras fotográficas en los países de la ex-URSS ha sido extensa y variada. Su reconocida fama en el campo de la óptica, así como en los terrenos de la investigación espacial, espionaje y aplicaciones militares, se han hecho patentes en el desarrollo modelos remarcables, que marcaron altas cotas de calidad.  

En los años 30 se iniciaba la comercialización de las primeras cámaras telemétricas Fed, cuyo diseño estaba basado en la Leica II; desde entonces, los sucesivos modelos Fed han continuado fabricándose hasta hace unos pocos años, viendo introducidas continuas mejoras. A finales de la década siguiente comenzaba la fabricación de la extensa gama de cámaras Zorki, asimismo telemétricas, cuyos primeros modelos venían marcados conjuntamente con los logotipos de Fed y de Zorki. A raíz de la ocupación de Alemania tras la Segunda Guerra Mundial, se iniciaría una tercera gama de cámaras de telémetro, las Kiev, basadas esta vez en los modelos Contax.

El modelo Sport fue uno de los pioneros mundiales del nuevo sistema réflex, progresivamente popularizado, iniciándose la producción una nueva marca, Zenit, cuyos primeros diseños estuvieron basados en unidades Zorki que incluían el característico sistema de espejo basculante. También la gama Kiev desarrolló una larga serie de cámaras con este nuevo sistema, tanto en el tradicional formato 24 x 36mm como el de 6 x 6cm, algunas de estas últimas basadas en las renombradas Hasselblad.    

Si bien, a lo largo de este extenso periodo de fabricación, las monturas de los objetivos han ido sufriendo inevitables variaciones, existe una cierta compatibilidad que permite la utilización de objetivos en distintas series de cámaras. Gran parte de la producción de cámaras telemétricas, desde sus inicios hasta los modelos actuales, utiliza en sistema de rosca "Leica" de 39mm, lo que permite la utilización de una gran variedad de objetivos que distintos fabricantes (Leica, Canon, Nikon, Zeiss...) fabricaron con esta montura. En cuanto a las réflex, los primeros modelos utilizaban el sistema de rosca de 39mm, que dejó paso rápidamente al más generalizado de 42mm (la llamada "rosca universal"), y que fue asimismo muy utilizada por distintos fabricantes de la época (Pentax entre otros). Con la generalización de los sistemas de bayoneta, la mayoría de cámaras de fabricación rusa adoptaron la bayoneta Pentax K, o, más recientemente, la bayoneta Nikon.  

Aparte de la enorme producción de distintos diseños populares de tipo compacto (Smena, Lomo) o de formato medio (Lubitel), se fabricaron asimismo cámaras para usos especiales: de formato panorámico (la serie FT, inicialmente diseñada para aplicaciones militares), formato subminiatura (las Kiev "de espía"), motorizadas mecánicamente (Leningrad), de visión estereoscópica (Sputnik), para aplicaciones médicas y científicas (modelos especiales Zenit)...
La utilización de estas cámaras sólidas y de sobrio diseño permite un acercamiento a la fotografía a través de los criterios de productividad de los países de la ex-URSS.

 


© 2003, texto e imágenes
____ prohibida su reproducción total o parcial____

VOLVER A PAGINA PRINCIPAL